Noticias

21.06.2022
La Xunta finaliza la parcelaria de Loxo, Enquerentes, Fonterrosas y Ribeira, en el ayuntamiento coruñés de Touro, donde invirtió cerca de 3 millones de euros
La Xunta finaliza la parcelaria de Loxo, Enquerentes, Fonterrosas y Ribeira, en el ayuntamiento coruñés de Touro
Este proceso reorganizó una superficie de 1000 hectáreas, lo que permitió paliar el minifundismo presente en la zona, desde el punto de vista de la estructura de la propiedad. Se pasó de 10.314 predios a 1.294 fincas, multiplicando la superficie media de las parcelas y mejorando la estructura territorial de las explotaciones de la zona. Cabe destacar que la mayor parte de la superficie concentrada está dedicada a labradío, por lo que esta parcelaria permitió reducir los costes de producción de las granjas de la zona al concentrarse su base territorial. Desde el año 2020, la Xunta entregó cerca de 23.300 títulos que beneficiaron a alrededor de 9.800 propietarios, incluyendo la de hoy. Desde que se comenzó con la concentración, se actuó en más de 1.000 zonas que abarcan una superficie de más de 500.000 hectáreas

El conselleiro del Medio Rural, José González, participó esta mañana junto con la directora general de la Agencia Gallega de Desarrollo Rural, Inés Santé, en la entrega de cerca de 1.300 títulos de propiedad de la concentración parcelaria de Loxo, Enquerentes, Fonterrosas y Ribeira, en el ayuntamiento coruñés de Touro, a los 680 vecinos propietarios. De esta forma, se da por finalizado este proceso, lo cual supuso una inversión por parte de la Xunta de cerca de 3 millones de euros.

Esta parcelaria supuso la reorganización de una superficie de 1.000 hectáreas, la cual permitió multiplicar casi por ocho la superficie media de las parcelas resultantes, al pasar de 10.314  predios iniciales a 1.294 parcelas finales. De esta forma, destacó el conselleiro, se consiguió mejorar la estructura territorial de las explotaciones de la zona. Además, destacó que la mayor parte de la superficie concentrada está dedicada a labradío, por lo que esta parcelaria también permitió reducir los costes de producción de las granjas al concentrarse su base territorial.

En este sentido, José González señaló que a través de estos procesos se consigue paliar el minifundismo presente en la comunidad gallega, desde el punto de vista de la estructura de la propiedad, por lo que son una herramienta fundamental en la reorganización del territorio. Por eso, estos mecanismos de reordenación son una apuesta clara del Gobierno gallego y, muestra de esto, indicó el conselleiro, fueron los cerca de 23.300 títulos entregados de 21 concentraciones desde el año 2020 la alrededor de 9.800 propietarios, incluidos los de la parcelaria de hoy.

Asimismo, el titular de Medio Rural reiteró su compromiso en seguir trabajando en la finalización de las 94 parcelarias que a día de hoy están abiertas, aclarando que en 58 de ellas los vecinos ya están haciendo uso de las nuevas parcelas. En esta línea, indicó que para este año 2022 su departamento cuenta con un presupuesto de 12 millones de euros para poder finalizar dichos procesos y seguir declarando noticias parcelarias.

De hecho, recordó que el pasado año fueron decretados cinco nuevos procesos en el ayuntamiento lugués de Outeiro de Rei y otros tres en el también lucense de Friol, además de otro en el municipio coruñés de Ordes. Estas nuevas concentraciones parcelarias -iniciadas al amparo de la Ley de mejora de la estructura territorial agraria de Galicia (Metaga)- tienen una concepción moderna de la mejora de las estructuras, orientadas a favorecer el desarrollo económico de las explotaciones.

Además, José González indicó que se seguirán impulsando este tipo de procesos al tiempo que se apuesta por otros instrumentos de movilización voluntarios que permitan una mayor participación de los interesados en la explotación de las tierras. Así, tal y como recoge la Ley de recuperación  de la tierra agraria de Galicia, se fomentarán los polígonos agroforestales, las agrupaciones de gestión conjunta de la tierra, las aldeas modelo o las permutas de especial interés agrario, entre otros.